Nacida en el seno de una familia campesina acomodada, la infancia de Juana de Arco transcurrió durante el sangriento conflicto enmarcado en la guerra de los Cien Años que enfrentó al delfín Carlos, primogénito de Carlos VI de Francia, con Enrique VI de Inglaterra por el trono francés, y que provocó la ocupación de buena parte del norte de Francia por las tropas inglesas y borgoñonas.

En la siguiente lista encontrarás algunos datos muy interesantes de la santa y heroína francesa Juana de Arco.

 

1.- A los trece años, Juana de Arco confesó haber visto a san Miguel, a santa Catalina y a santa Margarita, y declaró que sus voces la exhortaban a llevar una vida devota y piadosa.

2.- El 8 de mayo de 1429, El príncipe Carlos, no sin haberla hecho examinar por varios teólogos, accedió al fin a confiarle el mando de un ejército de cinco mil hombres, con el que Juana de Arco consiguió derrotar a los ingleses y levantar el cerco de Orleans.

3.- El corte de pelo de Juana de Arco fue una de sus señas de identidad. Explicaba que el estilo “paje” se lo habían ordenado las “voces” que escuchaba. Siglos después, en 1909, un peluquero de origen polaco empezó a realizar ese corte a sus clientas de París denominándolo “bob” asegurando que su inspiración era Juana de Arco.

4.- A Juana de Arco se le acusó hasta de 70 cargos que iban desde la brujería pasando por el robo de caballos o vestir con ropa masculina.

5.- Entregada a los ingleses, Juana de Arco fue trasladada a Ruán y juzgada por un tribunal eclesiástico acusada de brujería, con el argumento de que las voces que le hablaban procedían del diablo. Se le condenó a la hoguera y fue ejecutada el 30 de mayo de 1431 en la plaza del mercado viejo de Ruán.

6.- En 1456, Juana de Arco fue rehabilitada solemnemente por el papa Calixto III, a instancias de Carlos VII, quien promovió la revisión del proceso. Considerada una mártir y convertida en el símbolo de la unidad francesa, fue beatificada en 1909 y canonizada en 1920, año en que Francia la proclamó su patrona.

 

Redacción: Jonathan Navarro Tonix

 

 

Compartir

Comentarios