Dave Grohl ha revelado su  extraño “ritual” de consumo  que tiene antes de un concierto, lo que sorprende es la ENORME cantidad de alcohol que tiene.

El líder de Foo Fighters se unió al baterista Taylor Hawkins, para una entrevista y decir cómo se preparan.

Y así tal cual lo relató:
“Una hora y media antes del concierto, tomo tres ibuprofenos“, dijo el rockero. Una hora antes del concierto bebo una cerveza, y unos 50 minutos antes del concierto tomo el primer Jagermeister. Termino la cerveza, y bebo otra  y así sucesivamente… Cuando quedan aproximadamente 20 minutos para comenzar el show, ya he bebido unos tres o cuatro “shots” de Jäger y tres cervezas. Luego, nos despejan la habitación y tenemos 15 minutos para nosotros solos. ¡Esto es malo! Así es como he pasado todas las noches del último año y medio de mi carrera”.
 

Al final Grohl termina tomándose una pastilla para el dolor de cabeza…
“Lo que pasa es que si no tomo, me da un dolor de cabeza tremendo por tener que gritar durante las próximas tres horas“.
 “Por favor, niños, beban responsablemente, y NO intenten esto en casa”.
 

Comentarios