A fin de apoyar a los estudiantes cuyas escuelas colapsaron por el sismo del 19 de septiembre, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) donó 28 aulas móviles al estado de Morelos.
Las aulas que tiene una capacidad para 40 personas serán instaladas en las escuelas más afectadas por el temblor, principalmente en el municipio de Jojutla.
Las aulas móviles fueron recibidas por personal del Instituto de la Educación Básica del Estado de Morelos (IEBEM), quienes coordinaron la recepción y distribución para todo el sector educativo.

Ramón Ortíz Miranda, director de primarias detalló que las aulas se asignarán a los planteles que sufrieron daños estructurales y trabajan en sedes alternas.
Recordó que en Jojutla son al menos 55 las escuelas afectadas con daños que van de leves a graves.
“Queremos agradecer a la UNICEF por este apoyo, sabemos que todos estamos trabajando Unidos por Morelos y que con este tipo de respaldos, en breve se podrán reanudar las clases para que las niñas, niños y jóvenes puedan continuar con sus estudios”, puntualizó.
Redacción Formato 21
Foto Gobierno de Morelos

Compartir

Comentarios