Durante la audiencia pública en el Aula Pablo VI del Vaticano, el Papa reflexionó sobre el significado de la Navidad y fustigó que actualmente se pretenda sofocar su verdadero motivo por un “falso respeto” ante quien no es cristiano.
El Papa Francisco lamentó la “desnaturalización” de la Navidad y la voluntad de marginar la fe durante las fiestas decembrinas, eliminando así todo tipo de referencia al nacimiento de Jesús.
“Sin Jesús no hay Navidad, sería otra fiesta pero no la Navidad. Todo el contorno, es decir las luces, los sonidos, las varias tradiciones locales incluidas las comidas características, todo suma para crear una atmósfera de fiesta pero con Jesús al centro. Si lo quitamos a él, la luz se apaga y todo se vuelve falso, aparente”, aseveró.
Francisco llamó a que, como los pastores de Belén, todos busquen la verdadera luz que es Jesús, un regalo ante la humanidad que se encuentra inmersa en la oscuridad de la noche.
Explicó que en Navidad los cristianos intercambian regalos porque cuando reciben a Cristo en sus vidas se convierten en un obsequio para los demás.
Redacción Formato 21
Foto: AP

Compartir

Comentarios