El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, celebró el cambio a Jerusalén de la embajada de su país y aseguró que marca “un gran día para Israel”, pese a los enfrentamientos violentos que han surgido en la Franja de Gaza.

En un mensaje en Twitter, el mandatario estadounidense no hizo referencia a la muerte de 28 palestinos que protestaban contra el traslado de la embajada, a manos de soldados israelíes, aunque invitó a sus seguidores a ver en vivo la ceremonia de inauguración de la sede diplomática.

Por su parte, el presidente turco Recep Tayyip Erdogan, sentenció que Estados Unidos ha perdido su poder de mediar en Oriente Medio al decidir trasladar su embajada en Israel de Tel Aviv a Jerusalén.

“Con su último paso, Estados Unidos ha elegido ser parte del problema, no de la solución, y ha perdido su papel como mediador en el proceso de paz”, lamentó Erdogan en una conferencia en la organización de política internacional Chatham House de Londres.

El líder turco, agregó que la decisión del presidente Donald Trump “viola la ley internacional y las resoluciones de la ONU”.

Reiteró que la decisión “no servirá a la paz y la estabilidad, incrementará las tensiones y atizará aún más el fuego entre comunidades”.
Redacción Formato 21
Foto: AP

Compartir

Comentarios