Si bien cada vez somos más conscientes de que la diversidad biológica es un bien mundial de gran valor para las generaciones presentes y futuras, el número de especies disminuye a un gran ritmo, debido a la actividad humana.

El Convenio sobre la Diversidad Biológica, es el instrumento internacional para “la conservación de la diversidad biológica, la utilización sostenible de sus componentes y la participación justa y equitativa en los beneficios que se deriven de la utilización de los recursos genéticos”, que ha sido ratificado por 196 países.

Dada la importancia de la educación y la conciencia públicas para la aplicación del Convenio a todos los niveles, la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas proclamó el 22 de mayo, el Día Internacional de la Diversidad Biológica.
Este 2018 se cumplen 25 años del Convenio sobre la Diversidad Biológica, y desde 1992, la Convención se ha ido aplicando a través de la visión y el liderazgo de países, organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, comunidades indígenas y locales, la comunidad científica y los individuos a título personal.

Los resultados han sido considerables hasta la fecha, asegura la ONU, al destacar que se lucha por detener la pérdida de biodiversidad y promover el uso sostenible de los ecosistemas terrestres y de agua dulce.
Redacción Formato 21
Foto: TW @codemarmx

Compartir

Comentarios