Las microcápsulas, creadas por investigadores mexicanos del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo, CIAD, están hechas a partir de compuestos de maíz, para que lleguen de forma segura al colon y se distribuyan al organismo.
Los científicos habían tratado de crear cápsulas de insulina desde hace tiempo, sin embargo, el problema más recurrente que lo entorpecía, era que la insulina se perdía durante el proceso digestivo, lo que impedía que llegara al colon para absorberse y distribuirse en el cuerpo.
La doctora Elizabeth Carvajal Millán, investigadora del CIAD, explicó que comprobaron en ratas diabéticas que una vez que la insulina llega al colon su efecto es más prolongado.
Sin embargo, precisó que en personas diabéticas con situaciones agudas de glucosa en sangre este tratamiento podría ser solamente complementario, y la mejor opción sería la insulina inyectada.
Además, los expertos aclararon que la insulina sólo es efectiva en el colon del paciente diabético cuando éste tiene una microbiota intestinal sana.
Redacción Formato 21
Foto: amdiabetes.org

Comentarios