El presidente ruso, Vladimir Putin, pidió perdón a los deportistas de su país por no haber sabido “protegerlos” del escándalo de dopaje que le costó a varios atletas la exclusión de los Juegos Olímpicos de Pyeongchang.
“Perdónenos de no haber podido protegerlos de eso”, declaró Putin en un discurso ante deportistas considerados “limpios” por el Comité Internacional Olímpico y que están autorizados a competir bajo la bandera olímpica.

El presidente ruso también dijo que le parecía “extraña” la exclusión de algunos de los deportistas de su país en esta competencia.
Para resarcir el daño, el Kremlin informó que organizará una competencia para los deportistas excluidos.

Además, el presidente Putin recibió una camiseta con la frase “Rusia en en corazón” de parte del jugador de hockey, Ilya Kovalchuck, durante una reunión con los deportistas que representan al país en los Juegos Olímpicos de Invierno.

Redacción Formato 21
Foto: AP

Compartir

Comentarios