Medios de comunicación hondureños reportan siete decesos y al menos 20 heridos durante las protestas por los resultados de la elección presidencial, debido a un supuesto fraude contra el candidato de la Alianza de Oposición contra la Dictadura, Salvador Nasralla.
Ante estos hechos, el portavoz de la Policía de Honduras, Jair Meza, señaló:
“Dicen que hay muertos, pero no pueden ser reconocidos con autoridad pública porque cuando llegan no los dejan, entonces nosotros tenemos cero registro”.
Según información de la prensa local,  tres víctimas fallecieron en un hospital de San Pedro Sula, por heridas de bala, dos personas fallecieron durante las protestas en el sector de Choloma, un hombre falleció la noche del jueves en la ciudad de La Ceiba y la séptima víctima, una adolescente de 14 años, murió anoche en Tegucigalpa, supuéstamente por heridas de bala.
Pese a que el ganador de los comicios presidenciales no ha sido anunciado, la violencia se ha desatado al punto que para frenarla, el Gobierno hondureño decretó un toque de queda durante 10 días, por lo que queda “prohibida la libre circulación” entre las “seis de la tarde y las seis de la mañana en todo o parte del territorio nacional”.
Redacción Formato 21.
Foto: AP

Compartir

Comentarios