El precandidato del PRI a la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, Mikel Arriola, aseguró que de llegar a la administración capitalina, iniciará una persecución en contra de los corruptos.

Al hacer un balance de los primeros 20 días de precampaña, Arriola Peñaloza indicó que la percepción que tiene la gente es que la Ciudad de México es un área de corrupción y que ya están hartos de jefes delegacionales y funcionarios que cometen irregularidades.

Expresó, por ejemplo, que en varias demarcaciones hay transacciones ilegales para autorizar construcciones, pero eso se tiene que acabar porque que implica, un sobrecosto para la vivienda, provocando que el ciudadano no pueda comprar una casa cercana a su trabajo.

Por ello reiteró, se debe aplicar el estado de derecho en estos casos de corrupción, y meter a la cárcel tanto al que recibe como al que da.

Con información de Jorge Almaquio García
Foto: TW @arriolamikel

Compartir

Comentarios