El doctorante del Instituto de Geofísica de la UNAM, Armando Cuéllar, precisó que trabajan en la elaboración de un algoritmo que permite alertar a los habitantes del centro del país, sobre la ocurrencia de un movimiento sísmico.
Estimó que con su desarrollo, se tendrán unos ocho segundos de anticipación cuando el epicentro del movimiento fuera cercano a la Ciudad de México.
El Investigador detalló que el software, capta el movimiento telúrico tres segundos después de que se generó y determina, con menos información, si se requiere activar la alerta.
Quizá ocho segundos de ventaja pudieran parecer pocos en comparación con los dos minutos que se tienen cuando el origen del temblor está en las costas, pero son clave para que centros educativos, hospitales, sistemas de seguridad y la población en general tomen previsiones, subrayó Suárez Reynoso.
El investigador explicó que la actual alerta sísmica trabaja con algoritmos diseñados para utilizar dos tipos de ondas, por lo que para activarse depende de la llegada de ambas al dispositivo.
Sin embargo, en el ocurrido el 19 de septiembre de 2017, que se originó en el centro de nuestro territorio y a mayor profundidad, la segunda onda tardó mucho en llegar al sensor y por lo tanto no se activó el alertamiento temprano.
Con información de Daniel Rosas
Redacción Formato 21
Foto: Archivo F21

Compartir

Comentarios